Adriana Blanco | Acciones financieras para tener un año de abundancia
733
post-template-default,single,single-post,postid-733,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Acciones financieras para tener un año de abundancia

Iniciamos 2017 llenos de nuevos propósitos que debemos convertir en metas enfocadas a preservar o aumentar nuestra salud financiera. ¿Las estás cumpliendo?

No está de más recordar algunos consejos de ahorro e inversión para que tus finanzas personales no queden a la deriva este año:

#1 Llevar un presupuesto. Debemos tener un registro mensual de todos nuestros ingresos y gastos, fijos y variables por escrito. De este modo, podemos detectar importantes fugas de capital y hacer ajustes. Lo ideal es destinar 70 por ciento de los ingresos a vivienda, salud, educación y transporte; 30 por ciento restante puede ir a entretenimiento, ahorro y pago de deudas.

 #2 Tener metas claras de ahorro. No importa cuánto sean tus ingresos, es momento de comenzar un ahorro. La recomendación es que sea de al menos 10 por ciento de tu ingreso. Debes tener objetivos claros para tu ahorro, como comprar una casa, un auto, viajar, iniciar un negocio, retirarte etc. Con estos objetivos en mente, tu ahorro mensual será más sencillo, pues estarás motivado al ver que cada vez está más cerca de la meta.

#3 Si tienes deudas, es hora de liquidarlas. No dejes que se hagan más grandes y busca opciones para liquidarlas. Las deudas te afectan a ti y a las personas que te rodean, pero tienen solución siempre y cuando tengas la intención de liquidarlas.

#4 Generar rendimientos. Recuerda que tener tu alcancía de cochinito llena, no genera rendimientos, haciendo que tu dinero pierda valor a lo largo del tiempo.

#5 Diversifica tu ahorro. Es ideal contar con un portafolio de opciones que manejen diferentes niveles de riesgo y plazo para estar cubiertos ante cualquier eventualidad.

#6 Hacer que tu ahorro sea obligatorio. Que este año el ahorro deje de ser tema de fuerza de voluntad; busca herramientas, como la domiciliación, que hagan de tu ahorro un proceso automático, y con las cuales éste no dependa de si te acuerdas o si te sobra dinero.

#7 Protégete a ti y a tu patrimonio. Si no cuentas con los seguros necesarios para proteger tu futuro, el de tu familia o tu patrimonio, es momento de investigar y elegir aquellos que garanticen tu calidad de vida y tranquilidad en caso de cualquier incidente.

#8 Usa el crédito correctamente. Este año, como has realizado o realizarás un presupuesto, aprenderás a no excederte en el uso del crédito y a usarlo en cosas que realmente generen un mayor beneficio.

#9 Ajusta tu nivel de vida: Considerando el presupuesto de 70-30 por ciento, es importante ajustar tu calidad de vida a lo que en realidad puedas pagar.

#10 Eliminar los gastos hormiga. ¿Sabes cuánto gastas al mes en refrescos, botanas, cafés, cigarros y toda compra de impulso? Si te tomas en serio tu primer propósito, tu presupuesto te dirá cuánto dinero está destinando a estos rubros.


¿Estamos listos para empezar a manifestar todo aquello que deseamos ver en nuestra vida?

Si empiezas a ahorrar lo antes posible,  podrás contar con un fondo de ahorro para atender las emergencias que te va a permitir afrontar con tranquilidad esos momentos que habitualmente no están contemplados en un presupuesto.

Soy Adriana Blanco, Agente Patrimonial certificada por la Comisión Nacional de Seguros y Fianzas y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público desde septiembre del 2009.

Te asesoro con una adecuada planeación financiera para que logres tus metas siempre con la mejor protección. Mis servicios, consisten en una asesoría comparativa de planes para el ahorro con diferentes empresas; ajustándonos al perfil, necesidades y prioridades de los clientes.

¡Escríbeme en asesoria@adrianablanco.mx y con mucho gusto te atenderé!

Fuente: El Economista

No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.