Adriana Blanco | Motivos por los que enseñar a tus hijos a vender
740
post-template-default,single,single-post,postid-740,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Motivos por los que enseñar a tus hijos a vender

El sistema educativo en general, busca prepararnos para ganar dinero en nuestra vida profesional, sin embargo, puedes estudiar una licenciatura o hasta un doctorado y nunca llevas una clase de la habilidad que realmente te puede hacer ganar dinero: vender.

Cuando por ejemplo, decides iniciar tu etapa profesional y te enfrentas a tu primera entrevista de trabajo, debes saber convencer al empleador para que te contrate, así como saber convencer para que te incrementen el salario o para que te asciendan. Y todo eso no sucede.

En cuanto a las relaciones personales, las personas que han aprendido a vender tienen parejas estables, buenas relaciones con sus hijos y con sus amigos.

Todo aquel que aprende a vender es capaz de ayudar a las personas que le rodean y a entender que es lo que les conviene.

Cris Urzúa, coach en ventas, negociación, estrategias comerciales y creador de Selling Through Service (una nueva filosofía de ventas), actualmente ayuda a empresarios y emprendedores a obtener esta valiosa habilidad, nos descubre por qué considera que vender es una de las actividades de desarrollo personal más importantes que existen.

“Cuando empecé formalmente a vender los primeros meses fueron muy duros, pero a los 6 meses ya había logrado ganar cheques con sumas interesantes que me permitieron independizarme y creo que tuve una gran ventaja al venir de una familia con dos padres vendedores que sabían que esta habilidad te empodera y da confianza como ninguna otra”.

De acuerdo con Urzúa, estas son las razones por las cuales es básico enseñarles a tus hijos a vender, en especial en una época en la que vivimos con cambios constantes:

#1 Serán libres de salarios fijos

Casi todos hemos estado en un empleo de 8:00 am a 6:00 pm en el que tienes que soportar a un jefe que te pagará lo que él quiere y en ocasiones llegamos a sentir que no tenemos muchas oportunidades crecimiento. ¿Eso quieres para tus hijos?

Da a tus hijos el nivel de empoderamiento, libertad y coraje, para que pueda crear algo de la nada, ayudar a los demás y ganar dinero.

#2 Perderán el miedo al rechazo

Los niños nunca aceptan un NO como respuesta, sino que insisten e insisten hasta lograr lo que quieren. Es decir, los niños ya son vendedores natos. Pero con los años, los mismos padres apagan esta persistencia.

Si le enseñas a un niño a nunca rendirse, a que si algo no le salió como lo esperaba que lo vuelva a intentar, ya estarás enseñando la esencia de las ventas. Si un cliente te dice que NO, el vendedor simplemente va a buscar a más clientes y lo más probable es que algunos le digan que SÍ.

#3 Podrán negociar la vida que se merecen con el mundo

Cuando un niño aprende a ganarse las cosas, se siente autosuficiente, lo que le da sentido de responsabilidad y también sabe que puede lograr lo que se proponga con esfuerzo. No dependerá de la aprobación de un jefe o un maestro para lograr sus sueños.

#4 No importa lo que hagan: en el futuro serán líderes

Lo mejor que puedes hacer con tus hijos es motivarlos a vender desde pequeños. Desde vender limonada, hornear galletas, crear manualidades y venderlas, etc.

Los niños se caracterizan por su gran capacidad de imaginar y de crear, por su curiosidad para descubrir nuevas cosas, su espíritu aventurero y su forma de sobreponerse a los obstáculos que se presentan de manera positiva. Todos estos puntos, son puntos que los niños tienen en común con los líderes más grandes del mundo.

#5 Siempre tendrán trabajo

Sin ventas no hay empresas, no hay nóminas y no hay economía. Un vendedor siempre tendrá forma de subsistir, siempre habrá demanda por su habilidad.

#6 Aprender a motivarse y a creer en sí mismo

Cuando un niño empieza a sentirse capaz de crear cosas y de superar retos, su mente empieza a romper barreras limitantes lo que hace que crea en sí mismo. Incluso al mejor vendedor del mundo le han dicho muchas veces que NO, pero al sobreponerse y seguir adelante una y otra vez, hace que se convierta en el mejor del mundo.

#7 Actitud de yo puedo con todo

La clave de todo es la motivación. Normalmente los niños siempre tienen una actitud de “¡Yo puedo!” y nunca se rinden ante nada. Aunque puede que haya veces en las que necesiten un empujoncito de los padres.

Siempre muéstrate optimista hacia él, hazle sentir lo especial que es, y también enséñale a no abandonar el camino cuando algo no resulte como él esperaba.

#8 Desde pequeños sabrán que ayudar a los demás es la mejor forma de vivir

Un principio muy importante a enseñar a los hijos es que la mejor forma de vender es agregando valor. Vender no es quitar, vender es dar, ayudar y quitar un dolor de la vida de la gente.

#9 Sabrán el verdadero valor de las cosas

El hecho que un niño esté ganando su propio dinero y pueda gastarlo en cosas que necesite o quiera, le hará aprender a valorar más lo que tiene y se dará cuenta de que el dinero no nace de la nada y que debe aprender a cuidarlo.

#10 Le podrán poner el precio que quieran a sus horas de trabajo

Enseñarle a tu hijo que él mismo puede ser su propio jefe, es el mejor regalo que le pueden dar a como padres. Tampoco le deben dar a entender que ya se puede mandar solo. Siempre van a estar a su lado para guiarlo, dándole amor y apoyo.

Al promover los hábitos del trabajo en casa, deben fomentar los valores de ahorrar y de emprender. De esta forma, le estarán enseñando a no depender de nadie cuando sea mayor y a confiar en que puede hacer las cosas por él mismo.

#11 Agradecimiento de por vida  

No todos los niños reciben una educación en ventas y negocios. Aunque tengas poco tiempo libre, siéntate a hablar con tus hijos, que te digan lo que les gusta, lo que quisieran hacer en la vida y  llegar a ser en el futuro.


Empieza a tomar estas pequeñas acciones que harán que tu hijo(a) logre su objetivo, y que lo hagan estar más cerca de sus metas y sus sueños.

Vender es una profesión que se ha subestimado durante muchos años, viéndola incluso como un trabajo inferior, sin embargo, el mundo necesita más vendedores y emprendedores con valores y a ustedes, los padres, les toca educar a las futuras mentes brillantes que dirigirán este mundo.

Es por eso que debemos sembrar en los niños la habilidad de vender y darles una buena preparación para su futuro. Si quieres que tus hijos sean felices, enséñales y anímalos a aprender a vender.

Soy Adriana Blanco, Agente Patrimonial certificada por la Comisión Nacional de Seguros y Fianzas y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público desde septiembre del 2009.

Te asesoro con una adecuada planeación financiera para que logres tus metas siempre con la mejor protección. Mis servicios, consisten en una asesoría comparativa de planes para el ahorro con diferentes empresas; ajustándonos al perfil, necesidades y prioridades de los clientes.

¡Escríbeme en asesoria@adrianablanco.mx y con mucho gusto te atenderé!

Fuente: Forbes

No Comments

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.